Economía y Sistema Financiero

China, el dragón asiático que evaporó los beneficios del TLCAN en México

30-03-2017 18:15

El TLCAN si logró incrementar los salarios de los trabajadores de la industria en México, pero el gusto duró menos de una década, la introducción de China en la Organización Mundial del Comercio disolvió los beneficios.

No existen las condiciones para que el dragón asiático sea la solución mexicana en la era de Trump. Agrandar
No existen las condiciones para que el dragón asiático sea la solución mexicana en la era de Trump.

Mientras más exporta China a Estados Unidos más sufren los trabajadores mexicanos.

Con la entrada en vigor del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), México esperaba impulsar la industria exportadora para apuntalar el crecimiento económico, en consecuencia el empleo y el salario de millones de mexicanos. Y así fue.

Al menos hasta 2001, año en que el dragón chino se integró a la Organización Mundial del Comercio (OMC) y comenzó a desplazar productos mexicanos del mercado estadounidense.

Con el Tratado de Libre Comercio México experimentó una movilización industrial por su cercanía con Estados Unidos, la industria ubicada en la frontera tuvo un mayor efecto positivo para trabajadores con un crecimiento del empleo y los salarios.

En específico aumentó el empleo en la industria manufacturera y los salarios en la industria en general -en especial en el sector automotriz- revelaron los investigadores Daniel Chiquiar y Alejandro Salcedo del Banco de México, así como Enrique Covarrubias de Actinver.

Pero la perdición del país fue especializarse en sectores intensivos en mano de obra no calificada, pues fue la consecuencia de su desplazamiento del mercado estadounidense ya que China le lleva ventaja en ello.

Como resultado el aumento de las importaciones del país asiático hacia Estados Unidos redujo las importaciones mexicanas.

Así, el efecto del TLCAN duró muy poco.

Con China especializada en sectores intensivos en mano de obra no calificada, con gran acceso a tecnología externa y una alta productividad desde su transición a la economía de mercado, Estados Unidos se inundó de productos chinos.

 

Te puede interesar: China, el gran beneficiario de una ruptura comercial entre México y EU, 16 de enero de 2017.

 

¿Qué pasó después con la industria mexicana?

De 2000 a 2008 hubo afectaciones en el empleo y los salarios que cambiaron la ruta marcada por el Tratado de Libre Comercio.

El empleo no especializado del sector manufacturero fue el más golpeado. Si bien las industrias ubicadas lejos de la frontera con Estados Unidos y que requerían trabajadores calificados tuvieron un incremento en el empleo, las más parecidas a la producción china demandaron menos trabajadores.

A nivel salarial se afectó a los trabajadores calificados como a los no calificados, en específico en el sector no manufacturero, mientras que en el sector manufacturero no se afectaron los salarios, pero sí el empleo.

Todo ello por la mayor participación de productos chinos en el mercado estadounidense que les robaron mercado a los productos mexicanos.

 

China ¿la solución mexicana?

Con la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca y su intención de limitar la entrada a los productos mexicanos, voltear la vista al comercio con el dragón asiático se presenta como una presumible solución ante el oscuro futuro de la economía en uno de sus principales pilares: el sector exportador.

Pero mientras las exportaciones chinas a México han crecido exponencialmente, las exportaciones mexicanas a China han tenido un crecimiento limitado, de bajo valor relativo.

Si a ello se le añade el bajo nivel de inversión extranjera directa que llega al país desde China, no existen las condiciones para que el dragón asiático sea la solución mexicana en la era de Trump, al menos no ahora, de acuerdo con el investigador y economista Enrique Dussels Peters, del Centro de Estudios China-México (Cechimex).

 

Te puede interesar: México no le arrebató los empleos a EU, fue China y la tecnología, 15 de marzo de 2017.

 

Estados Unidos se encuentra en una encrucijada comercial ante las decisiones que afectan al sector exportador mexicano.

Si el país vecino cierra las puertas a las exportaciones del país -suspendiendo el Tratado de Libre Comercio- el dragón asiático será aún más competitivo de lo que es actualmente, ya que las ventajas que tienen los productos mexicanos por el acuerdo comercial desaparecerían, de acuerdo con el ex secretario del Tesoro de Estados Unidos, Lawrence Henry Summers.

Dado que 70% de las importaciones estadounidenses provenientes de México son utilizadas como materia prima, el país reduciría su producción, afectando más su competitividad que se alejaría cada vez más de la China.

 

MÁS INFORMACIÓN: Consecuencias sobre el mercado laboral por apertura comercial y competencia en mercados extranjeros, febrero de 2017, Banco de México (en inglés).

MÁS INFORMACIÓN: Trump aun no es Presidente y China ya está mudándose a México, diciembre de 2016 (en inglés).

MÁS INFORMACIÓN: Herir a México impulsará a China y será contraproducente para Donald Trump, Lawrence Summers, Financial Times (en inglés).

Comentar

Politica de comentarios

Todo el mundo es bienvenido y se le anima a hacer oír sus opiniones con independencia de su identidad, sus ideas políticas, su ideología, su religión o sus acuerdos con otros miembros de la comunidad o con el autor del artículo, siempre que esas opiniones sean respetuosas y aporten algo constructivo a la conversación. Con este espacio se busca establecer un diálogo de beneficio colectivo. No se permiten comentarios ofensivos o insultantes. Tampoco se permiten comentarios con publicidad o Spam. Se evitarán los ataques, las ofensas y los insultos directos o indirectos. Aquellos que de manera sistemática o intencionada envíen ese tipo de comentarios serán advertidos y, si es necesario, excluidos de la comunidad.