Empresas y Empresarios

Primero los negocios, Bimbo se va de Cataluña, región que vio nacer a sus fundadores

12-10-2017 11:30

Bimbo guarda una estrecha relación con Cataluña, le abrió las puertas a Europa y es la tierra de sus fundadores, pero ante la incertidumbre fiscal y legal los negocios son primero.

Bimbo al igual que otras empresas se retira de Barcelona ante los posibles problemas económicos y comerciales. Agrandar
Bimbo al igual que otras empresas se retira de Barcelona ante los posibles problemas económicos y comerciales.

Cuando Cataluña realizó su referéndum desató una desbandada de empresas con evidentes impactos negativos para su economía.

Si bien sus relaciones con México siempre habían sido mutuamente beneficas, hoy el país también le da la espalda.

México no reconocerá la independencia de Cataluña, declaró Luis Videgaray, secretario de Relaciones Exteriores, el 11 de octubre, lo cual es un golpe diplomático.

La producción de Bimbo en Barcelona, España, continuará, sus oficinas administrativas no.

 

Pero también recibió un golpe financiero: Bimbo, una de las empresas mexicanas más importantes a nivel global decidió unirse a las firmas que abandonaron la ciudad de Barcelona, situada dentro de la comuidad autónoma de Cataluña.

"Con el fin de mantener la seguridad jurídica necesaria para seguir trabajando con normalidad, el consejo de administración acordó trasladar el domicilio de las sociedades con sede en Cataluña a Las Mercedes (Madrid), desde donde Grupo Bimbo ya dirige la Organización EAA (Europa, África y Asia)", declaró la panificadora en un comunicado.

 

Te puede interesar: Puigdemont pone la pelota en el tejado de Rajoy, 11 de octubre de 2017.

 

Aunque Bimbo migrará sus oficinas administrativas a Madrid, el centro de producción de Barcelona seguirá operando con normalidad, al igual que sus 6 mil puntos de distribución en todo el territorio español.

Este es un golpe más a la endeble economía de la región que en los últimos días ha registrado una salida importante de empresas.

Tanto de manera física con traslados de oficinas administrativas -en la mayoría de los casos a Madrid-, como de forma virtual con el cambio de domicilio físcal, pues los empresarios no quieren enfrentar incertidumbres en cuanto a los impuestos.

CaixaBank y Banco Sabadell fueron de las primeras en concretar ambos cambios, para no enfrentar la posibilidad de que la Agencia Tributaria de Cataluña les reclame impuestos que abonen a la hacienda estatal y no a la nacional.  

 

Bimbo y sus relaciones con España

La empresa mexicana opera en España desde 1965, cuando Jaime Jorbam uno de sus fundadores hizo algo peculiar: en lugar de establecer una filial en el país europeo creó una empresa nueva, con el mismo nombre, los mismos logos y la misma filosofía de mercado.

Bimbo comenzó en Cataluña porque su relación con la región va más allá del ámbito comercial, sus fundadores Lorenzo Servitje, Jaime Jorba, Jaime Sendra, Roberto Servitje, Alfonso Velasco y José T. Mata son de ascendencia catalana.

En aquel entonces buscaron introducir el “pan de molde” que hasta entonces no se conocía en la nación europea para satisfacer las “necesidades de una emergente clase media”, de acuerdo con sus estatutos.

Bimbo alcanzó el éxito en España con la venta de sus productos.

Cuando se fundó el nuevo Bimbo su domicilio social se asentó en Barcelona y su primera fábrica también, era la primera aventura comercial de la marca mexicana fuera del territorio nacional.

Por un tiempo Bimbo México y Bimbo España fueron entidades separadas, pues en 1978 Bimbo México vendió las acciones de la filial española.

En 2011, cuando Grupo Bimbo ya era la mayor compañía productora de pan a nivel global adquirió de nuevo a Bimbo España y además a Bimbo Portugal y denominó a ese conjunto Bimbo Iberia.

 

Te puede interesar: México podría perder un cliente petrolero con separación de Cataluña de España, 11 de octubre de 2017.

 

Además de la ascendencia de los fundadores, España es una opción obvia para entrar al mercado europeo, de acuerdo con Inmaculada Freije, profesora de estrategia de la Deusto Business School.

“Por razones culturales e históricas España es una puerta de entrada natural al mercado europeo para los inversores latinoamericanos. [...] el elemento fundamental es el idioma que se convierte en una importante barrera en las estrategias de internacionalización de muchas empresas”, explica Freije.

En 2016 Bimbo compró a la marca española Panrico con la que logró ser el vendedor de tres de cada 10 panes que se consumen en España, de acuerdo con informes de la misma empresa.

Hoy ante la inseguridad fiscal y la incertidumbre legal Bimbo saldrá de Cataluña, pues el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, no ha podido asegurar a los financieros si la región se separará o no de España. 

 

MÁS INFORMACIÓN: Historia de Grupo Bimbo Iberia, 2017.

Comentar