Salud y Medio Ambiente

La atención médica no se privatizará, sí los demás servicios del IMSS: Mikel Arriola

15-11-2016 20:51

9 mil millones de pesos se ahorró el IMSS con el esquema de subastas en reversa para subrogar el servicio de hemodiálisis y con la licitación pública nacional para la oferta de análisis clínicos, señala en entrevista el director general del Instituto

“Teníamos una subrogación legal, pero muy cara, concentrada en pocos proveedores que les dejaban ganancias extra normales,” señala Mikel Arriola, director general del IMSS. Agrandar
“Teníamos una subrogación legal, pero muy cara, concentrada en pocos proveedores que les dejaban ganancias extra normales,” señala Mikel Arriola, director general del IMSS.

Los límites para la subrogación están muy claros en el IMSS.

La atención médica no será objeto de privatización, pero el instituto de seguridad social más importante de México no despreciará la ayuda de las empresas privadas en todos aquellos servicios que se encuentren al margen, así lo declaró Mikel Arriola Peñalosa, director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), en entrevista con Arena Pública.

“Adentro es el servicio médico, la famosa bata blanca, y ahí que se oiga claro, absolutamente es responsabilidad del IMSS y del sindicato. En servicios al margen que no están asociados a nuestro mandato, donde no estamos convocados a ser los más eficientes, pues si tenemos la ayuda de los privados,” dijo.

Actualmente el IMSS cuenta con servicios subrogados de bancos de sangre, análisis clínicos, patrullas y hemodiálisis, entre otros, pero no son los únicos que podría someter a este esquema, al margen de la atención médico también se encuentran guarderías, albercas y teatros que administra el Seguro Social.

El volumen de los servicios que presta el Instituto hace de sus servicios subrogados un gran negocio para cualquier empresa, tan sólo en sus laboratorios -por ejemplo- se procesan más de un millón de análisis clínicos diarios.

La subrogación de servicios ha representado un alivio para las finanzas del Instituto y un dolor de cabeza para los trabajadores que sienten amenazado su puesto. Por las oficinas centrales del IMSS han desfilado decenas para protestar por lo que aseguran se trata de una “privatización silenciosa.”

Pero Mikel Arriola asegura que 9 mil millones de pesos se ahorró el IMSS con el esquema de subastas en reversa para subrogar el servicio de hemodiálisis y con la licitación pública nacional para la oferta de análisis clínicos.

 

La doble cara de la subrogación

“Teníamos una subrogación legal, pero muy cara, concentrada en pocos proveedores que les dejaban ganancias extra normales, claramente, porque había prácticas monopólicas, no en todos los casos, pero existía,” señala el director general del IMSS.

Mikel Arriola es contundente cuando recuerda que la brecha entre ingreso y gasto se descuidó durante la administración de Felipe Calderón. En 2012 los gastos crecían a un ritmo anual de 8.6% mientras que los ingresos en 2.6%. “Hoy el gasto crece 5.6% al año y el ingreso 5%,” dice.

Tras desahogar gastos con la subrogación de servicios, el objetivo de inversión del IMSS estará puesto en la construcción de 12 hospitales y 40 unidades médicas durante la presente administración. La meta es crecer en 6.5% las camas del IMSS e implicar una inversión de 20 mil millones de pesos en construcción y 7 mil millones más en equipo, afirma Arriola.

 

 

MÁS INFORMACIÓN: IMSS debe precisar las cifras de nuevos empleos; "hay divergencias": BBVA Bancomer, 20 de agosto de 2016.

MÁS INFORMACIÓN: Fuerte caída en la satisfacción de los servicios que presta el IMSS, 25 de mayo de 2016.

MÁS INFORMACIÓN: “Estamos encareciendo la informalidad”, 19 de enero de 2014. 

Comentar

Politica de comentarios

Todo el mundo es bienvenido y se le anima a hacer oír sus opiniones con independencia de su identidad, sus ideas políticas, su ideología, su religión o sus acuerdos con otros miembros de la comunidad o con el autor del artículo, siempre que esas opiniones sean respetuosas y aporten algo constructivo a la conversación. Con este espacio se busca establecer un diálogo de beneficio colectivo. No se permiten comentarios ofensivos o insultantes. Tampoco se permiten comentarios con publicidad o Spam. Se evitarán los ataques, las ofensas y los insultos directos o indirectos. Aquellos que de manera sistemática o intencionada envíen ese tipo de comentarios serán advertidos y, si es necesario, excluidos de la comunidad.