Tecnologías y Educación

Google, Facebook y Amazon ¿monopolios "útiles" a costa de controlar tu información?

17-05-2017 06:55

En la medida en que crecen las empresas de tecnología también sube de tono el debate sobre si es necesario regularlas; la polémica está en marcha.

Google se ha convertido en el buscador más usado del mundo, desplazando a la competencia. Agrandar
Google se ha convertido en el buscador más usado del mundo, desplazando a la competencia.

La simple idea es provocadora: ¿los gigantes de la tecnología como Alphabet (matriz de Google), Amazon, Apple, Facebook y Microsoft son monopolios?

En la era digital estas cinco empresas acaparan el mercado de los datos, justo como ocurría hace un siglo con las grandes compañías petroleras.

Así lo afirma un artículo de The Economist publicado el 6 de mayo en el que da cuenta del  fenómeno.

El quinteto de empresas digitales encabezan la lista de las compañías más valiosas del mundo que en conjunto obtuvieron ganancias netas por más de 25 mil millones de dólares tan solo en el primer trimestre del 2017.

Para el mundo digital sería imposible vivir sin hacer búsquedas en Google, encontrar noticias en Facebook o hacer sus compras (y recibirlas en un día) en Amazon. Estas empresas podrán ser gigantes en tamaño y valor, pero aportan mejoras al mercado y los consumidores.

Sin embargo, la manera en que compran o eliminan a sus posibles competidores también es de llamar la atención, ya que Google puede ver lo que busca la gente en internet; Facebook accede a lo que comparten, y Amazon tiene la información de lo que compran.

Así, estas tres empresas pueden saber cuando un nuevo producto o servicio es del gusto de la gente lo que les da oportunidad de copiarlo o comprarlo antes de que se convierta en una amenaza. Esto ocurrió, por ejemplo, cuando Facebook adquirió WhatsApp en 22,000 millones de dólares.

 

Son o no son

Más allá de impresionantes cifras de utilidades, el debate está en si son monopolios o no.

En términos económicos clásicos, son monopolios”, afirma The Economist. Sólo que a diferencia del siglo pasado a esta nueva dinámica hay que verla desde otro punto de vista.

En el caso de Google, muchos de los servicios que ofrece son gratuitos y los usuarios pagan entregando más datos. Es decir, el costo no es económico, sino  que el usuario paga aportando información de toda su actividad en línea.

 

Te puede interesar: Google, el nuevo “doctor” que busca síntomas y te diagnostica, 27 de junio de 2016.

 

Y ahí viene otro problema: el control de datos que manejan estas empresas de internet.

Diariamente estos gigantes se alimentan de todo lo que hace el usuario: patrones de consumo, rutinas de movilidad, preferencias informativas, programas y películas favoritas y un largo etcétera que los hace aún más poderosos y valiosos.

“Las técnicas de inteligencia artificial, como el aprendizaje automático, extraen más valor de los datos. Los algoritmos pueden predecir cuándo un cliente está listo para comprar, un motor a reacción necesita servicio o una persona está en riesgo de una enfermedad”, señala el artículo.

Una diferencia fundamental es que, a pesar de su tamaño, estas cinco empresas son en muchos sentidos complementarias para el usuario de redes.

“Todos ofrecen un conjunto de servicios conectados -por ejemplo, una combinación de servicios de música, video y comunicación- que se superponen cada vez más entre sí”, señala The New York Times en un artículo publicado el 8 de mayo en el que también analiza si estos gigantes son monopolios.

 

El número de usuarios de Facebook es mayor que el de cualquier país del mundo.

 

De hecho, el que Facebook acapare el mercado de proveedores de contenido no lo hace monopolista, sino monopsonita, explica el artículo, ya que, en un caso extremo e hipotético, se convertiría en el único comprador de contenidos, pero usaría ese poder para mejorar el acceso a la información sin afectar al consumidor final.

“La importancia de Facebook como principal fuente de tráfico para muchos sitios de contenido es evidente, pero los editores siguen dirigiéndose directamente a los consumidores y utilizan otros intermediarios, en particular Google. El problema de la industria editorial es por el impacto de internet, no de Facebook”, establece el artículo firmado por Jeremy G. Philips.

Dicho de otro modo, los consumidores no se han visto afectados por el “yugo opresivo” de Facebook, más bien disfrutan de una intensa competencia en la que ellos son los beneficiados.

Lo mismo sucede con Amazon, ya que su actividad ha resultado en mejores condiciones de compra para los usuarios, a pesar de que tiene dominado el mercado de los libros en Estados Unidos.

 

El futuro de la prensa y la música

Del otro lado, sí hay quienes afirman que es necesaria una intervención de las autoridades para regular el crecimiento de estas empresas.

“Pronto tendremos que decidir si Google, Facebook y Amazon son monopolios naturales que necesitan regularse, o si permitimos que continúe el statu quo, fingiendo que los monopolios sin restricciones no infringen daño en nuestra privacidad y democracia”, sugiere el director emérito de la Universidad Annenberg de Comunicación y Periodismo, Jonathan Taplin, en un artículo publicado el 22 de abril.

Mientras las ganancias de Google, Facebook y Amazon aumentan, las utilidades de negocios como la edición de periódicos o la industria de la música han caído 70% desde el 2011 a la fecha, afirma el académico, por lo que sugiere varias vías de revertir esta tendencia.

 

Las compras en línea son lideradas por la empresa estadounidense Amazon.

 

Una de sus propuestas es evitar que Google, Facebook o Amazon adquieran otras grandes firmas como Spotify o Snapchat. Ya Google engulló a AdMob y DoubleClick, mientras Facebook adquirió a Instagram y WhatsApp.

Pide también regular que una empresa como Google cumpla con requisitos de obtener licencias para patentes mediante una tarifa nominal para sus algoritmos de búsqueda, intercambios publicitarios y otras innovaciones clave.

Finalmente, sugiere eliminar la cláusula del “refugio seguro” de la Ley de Derechos de Autor de Estados Unidos que les permite a empresas como Facebook o YouTube (propiedad de Google) utilizar los contenidos de otros.

 

La frialdad de los números

Google se ha consolidado como el principal motor de búsqueda en la red. Tiene 90%  de cuota de mercado en los ingresos de búsqueda en  Estados Unidos y por ello encabezó la lista de la marca más valiosa del mundo elaborada por la firma Brand Finance.

Con un valor estimado de 109,500 millones de dólares, Google reportó en 2016 un incremento anual de 20% de sus utilidades por publicidad.

Facebook que compró Instagram en 2012 y  WhatsApp en 2014, acapara 77% del tráfico en redes sociales móviles en Estados Unidos. Está valuada en 62,000 millones de dólares y anunció una utilidad neta de 3,060 millones de dólares en el primer trimestre del 2017, 76.3% más que el mismo periodo del año pasado.

 

Te puede interesar: Pendiente, regulación fiscal de Facebook en México, 29 de agosto de 2016.

 

En el terreno de usuarios, la empresa detalla que tiene 1,940 millones activos -600 millones más que la población total de China-. Los ingresos publicitarios aumentaron 51% para ubicarse en 7,860 millones de dólares con respecto al primer trimestre de 2016.

Apple está valuado en 107,000 millones de dólares, en el primer trimestre de 2017 reportó ganancias por 28,900 millones de dólares, gracias a su producto estrella: el iPhone del que se vendieron 50.8 millones de unidades en el mismo periodo.

Amazon tiene una participación de 74% en el mercado del libro electrónico en Estados Unidos y su valor es de 106,400 millones de dólares. La compañía reportó que en 2016 generó ganancias por 2,371 millones de dólares, cuatro veces más que el año anterior.

Microsoft está valuada en 76,000 millones de dólares. La empresa reportó un incremento de  28% de utilidades al primer trimestre de 2017, con respecto al mismo periodo del año pasado, debido a la sólida demanda de sus servicios de computación en nube. La ganancia neta de la compañía llegó a 4,800 millones de dólares tan solo en los primeros tres meses de este año.

El debate está abierto y por el momento estos gigantes seguirán creciendo, los usuarios continuarán amándolos y los que no se han adaptado a esta nueva época, aumentarán su sufrimiento.

 

MÁS INFORMACIÓN: The ‘Frightful Five’ Aren’t So Scary, as Long as They’re Competing, The New York Times, 8 de mayo de 2017.

MÁS INFORMACIÓN: The world’s most valuable resource is no longer oil, but data, The Economist, 6 de mayo de 2017. 

MÁS INFORMACIÓN: Is it time to break up Google, The New York Times, 22 de abril de 2017.

 

 

 

 

Comentar