Empresas y Empresarios

¿Hasta dónde llega la libre empresa si no hay justicia cotidiana?

28-04-2015 09:00

La ineficiente impartición de justicia reduce la productividad y las oportunidades de los emprendedores.

La falta de justicia sólo ha ensanchado la brecha entre empresas grandes y pequeñas. Agrandar
La falta de justicia sólo ha ensanchado la brecha entre empresas grandes y pequeñas.

Este lunes el Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE) presentó al Poder Ejecutivo su análisis y propuestas para mejorar la forma en que los particulares resuelven sus conflictos entre ellos mismos y el gobierno.

Esta justicia cotidiana a la que se enfrentan los mexicanosen una base diaria es cara, excluyente y onerosa, según afirmó la institución y reconoció el presidente Enrique Peña.

Y las empresas no se salvan de esto. De acuerdo con el CIDE, el inadecuado funcionamiento de los mecanismos de solución de controversias inhibe la productivdad de las empresas.

Esto explica en parte la brecha productiva que separa a las empresas grandes de las medianas y pequeñas en el país.

Según el estudio del Instituto Globla McKinsey, las grandes empresas asentadas en México, y ligadas a la economía gobal, de 1999 a la fecha han incrementado en 5.8% su productividad de forma anual.

En contraste, las empresas tradicionales y familiares la han reducido en 6.5%.

El problema en México, según el CIDE, es que las empresas operan en un sistema de justicia que no inhibe el atropello, y el abuso de unas contra otras.

Así mismo, tampoco contribuye a resolver abusos y arbitrariedades de las autoridades; mientras que es inaccesible para muchas empresas, incapaces de contratar a un buen abogado.

A la ecuación hay que sumarle la inaccesibilidad y la corrupción que elevan los costos de transacción de las empresas.

De acuerdo al consenso, las empresas en México suelen destinar el 10% de sus ingresos para el pago de mordidas; en tanto, según el observatorio económico México ¿Cómo Vamos?, el país dejó de recibir inversiones durante 2014 por 1,100 millones de dólares debido a capitales ahuyentados ante el clima de corrupción.

La misma institución, según sus cálculos, advirtió que la corrupción y la falta de Estado de derecho le quitó a México dos puntos porcentuales de crecimiento económico el año pasado, que cerró con una variación del PIB de 2.1%.

Con esto a cuestas: ¿cómo las empresas van a poder contratar un crédito, invertir en tecnología, emplear a más personas o expandir sus operaciones si no pueden si quiera cobrar una deuda, dirimir un conflicto laboral, lidiar con la corrupción en la tramitología o sancionar un robo?, ¿hasta dónde pueden llegar?

No muy lejos.

Para darle solución a estos problemas, el CIDE recomendó a la administración del presidente Enrique Peña Nieto realizar acciones concretas en tres campos clave: conflictos en la ejecución de contratos y cobranza, conflictos laborales y conflictos con las autoridades administrativas. 

Arena Pública enlista algunas de las más importantes recomendaciones que el CIDE propone para mejorar la justicia cotidiana para los emprendedores en México:

  • Ampliar facultades a COFEMER para comprender ámbitos local y municipal.
  • Mejorar calidad de los jueces en materia mercantil.
  • Profesionalizar personal encargado de verificar cumplimiento regulatorio y establecer mecanismos de supervisión efectivos.
  • Profesionalizar y regular a los peritos en materia mercantil y crear una institución certificadora.
  • Profesionalizar y regular los servicios de gestoría.
  • Regular prestación de servicios jurídicos y establecer mecanismos de responsabilidades.
  • Crear mecanismos de asistencia jurídica temprana (call centers, páginas de internet, mesas de trámites, manuales).
  • Crear página web única que concentre toda la información (incluida normativa municipal y local) que se requiere para la apertura de un negocio.
  • Crear sistema nacional de información (portal único) de trámites y servicios relacionados con las empresas y negocios.
  • Crear el Sistema Nacional de Mejora Regulatoria.
  • Crear figura del defensor del emprendedor (nivel federal, estatal y municipal) en especial Mypimes.
  • Acelerar la implementación de la oralidad en procedimientos mercantiles en todo el país.
  • Crear una autoridad certificadora de particulares para resolver conflictos en línea.
  • Establecer amnistías regulatorias y facilitar a las empresas su regularización.
  • Medidas para asegurar ejecución de sentencias.
  • Proteger  a las empresas de sindicatos negros carentes de representatividad.
  • Eliminar la clausura como sanción a las  Pymes y establecer esquemas que faciliten el cumplimiento de las obligaciones.
  • Eliminar la concurrencia en materia mercantil.
  • Mejora en el diseño de trámites incluyendo uso de trámites electrónicos.
  • Regular el pago de sumas excesivas por salario caídos.
  • Ventanilla única o mesa de trámites.

Durante la entrega de estas propuestas el gobierno federal, en voz del presidente, se comprometió a darle celeridad a estas propuestas y comenzar a emprender los cambios desde los ámbitos federal y estatal.

Ya que la demanda de justicia del mundo empresarial impacta de manera muy importante el crecimiento económico del país, según el CIDE, "hay que cerrar las puertas a los oportunistas y sus cómplices. Necesitamos un sistema de justicia que no premie el abuso y la corrupción". 

 

A FONDO: Consulta el reporte completo sobre justicia cotidiana del CIDE.

MÁS INFORMACIÓN: CIDE da a conocer propuestas para mejorar la Justicia Cotidiana. Nota de Arena Pública del 28 de abril de 2015.

Comentar

Politica de comentarios

Todo el mundo es bienvenido y se le anima a hacer oír sus opiniones con independencia de su identidad, sus ideas políticas, su ideología, su religión o sus acuerdos con otros miembros de la comunidad o con el autor del artículo, siempre que esas opiniones sean respetuosas y aporten algo constructivo a la conversación. Con este espacio se busca establecer un diálogo de beneficio colectivo. No se permiten comentarios ofensivos o insultantes. Tampoco se permiten comentarios con publicidad o Spam. Se evitarán los ataques, las ofensas y los insultos directos o indirectos. Aquellos que de manera sistemática o intencionada envíen ese tipo de comentarios serán advertidos y, si es necesario, excluidos de la comunidad.