Economía y Sistema Financiero

Si el temblor pasado no iba a afectar la economía de México, este sí: Moody's

22-09-2017 16:41

La calificadora internacional advierte sobre las repercusiones del sismo registrado el 19 de septiembre en la economía del país. El diagnóstico no es prometedor.

El sismo del pasado 19 de septiembre provocará afectaciones al sistema financiero debido a la importancia de la Ciudad de México y de los estados afectados. Agrandar
El sismo del pasado 19 de septiembre provocará afectaciones al sistema financiero debido a la importancia de la Ciudad de México y de los estados afectados.

Si bien el temblor del 7 de septiembre no bajaría la calificación crediticia de México no afectaría, el registrado en el centro del país el  19 de septiembre sí tendrá repercusiones en la economía nacional.

Como en el caso del sismo de 1985, 32 años antes, las cuentas públicas pueden verse afectadas señaló la calificadora Moody’s, aunque aún es muy pronto para saber la magnitud de la afectación o el grado de impacto financiero.

“Aunque es demasiado pronto para que las autoridades tengan una estimación de los daños mientras continúan las labores de rescate, es cierto que la actividad económica en esos tres estados, y particularmente en la Ciudad de México seguirá detenida por algún tiempo”, dice el reporte de la firma financiera. 

 

Las afectaciones del terremoto del pasado martes en la Ciudad de México podría tener repercusiones en la econompia del país.

 

La Ciudad de México es una de las generadores de riqueza más importantes del país. Solo una de sus delegaciones, la Cuauhtémoc, concentra el 4% de la actividad comercial nacional y en la zona central del país se genera cerca del 20% de todos los recursos económicos.

“Mientras que el gobierno mantiene un fondo para responder a desastres naturales, las cuentas públicas pueden verse afectadas, dependiendo de la extensión del daño y el alivio financiero disponible para la reconstrucción”, añadió José Alfredo Coutiño, director para América Latina de Moody’s Analytics.

Como se había dicho, el sismo del 7 de septiembre, que afectó con mayor intensidad a Oaxaca y a Chiapas tendría un impacto a nivel financiero casi imperceptible, porque esos estados juntos generan alrededor del 3% del Producto Interno Bruto nacional.

Por el contrario, este sismo que generó daños materiales y en vidas humanas en la Ciudad de México, Estado de México, Morelos y Puebla principalmente daña al principal motor económico del país y a la sede de los poderes políticos.

Como consecuencia del sismo de 1985, que fue alrededor de 10 veces más intenso que el registrado en 2017 de acuerdo con el Sismológico Nacinal, la recesión económica y contracción de la actividad financiera duró hasta el final de 1986.

Antes de que se suscitara el sismo, la Secretaria de Hacienda había presentado el paquete económico 2018, en el que preveía un crecimiento del 2.6% para ese año. Habrá que esperar hasta el recuento oficial de los daños económicos para saber cuál será la afectación financiera del movimiento telúrico del 19 de septiembre.

 

A pesar de ello, la calificación crediticia de México no cambiará

Uno de los principales servicios ofrecidos por Moody’s es la asignación de una calificación que se refiere a la capacidad de una nación para sustentar un crédito. A mayor sea la calificación mejores son las oportunidades de ese país o entidad para que pueda acceder a un préstamo internacional.

 

México podría conservar su calificación A3 otorgada por Moody's.

 

Respecto a si este fenómeno cambiará la calificación otorgada anteriormente por la firma para México, Moody’s afirmó que no espera que esto afecte las consideraciones base por las cuales emitió su consideración anterior.

México tiene una calificación A3 que significa que tiene una capacidad de pago de un crédito algo y que es un país relativamente seguro a las inversiones, aunque si tiene una prospectiva negativa debido a la inseguridad, los problemas políticos, las posibles consecuencias perjudiciales para el país de la negociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte y las elecciones 2018. 

Comentar