Moda

Diseñadoras mexicanas se adueñan de la moda lenta

Esta tendencia de la moda se contrapone al principio del fast fashion, práctica predominante de producción a gran escala de colecciones de ropa que duran poco tiempo.

27-09-2018 18:50 Por : Arena Pública
La influencer mexicana Pam Allier con una blusa de la marca de moda sostenible Alejandra Raw. (Foto: Instagram @pamallier).
La influencer mexicana Pam Allier con una blusa de la marca de moda sostenible Alejandra Raw. (Foto: Instagram @pamallier).

La moda lenta es un movimiento innovador que las marcas mexicanas Alejandra Raw, Les filles du nord y Carla Fernández adoptan como filosofía.

Cortes asimétricos, textiles termo regulables como el algodón o el lino en colores crudos sobre prendas duraderas y de alta calidad. Así es el trabajo de las diseñadoras mexicanas que confeccionan bajo la tendencia de la moda lenta.

También conocida como slow fashion, estas marcas mexicanas ya comienzan a tomar conciencia de los efectos del cambio climático y los procedimientos agresivos de la producción de ropa para el planeta.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Esentials. #rawmood #blanc #rawtextiles

A post shared by RAW Project // (@alejandraraw) on

 

La modista Carla Fernández está identificada con la sostenibilidad. Tiene una marca homónima dedicada a preservar y revitalizar la tradición textil indígena.

El impacto positivo de su trabajo en las comunidades indígenas fue reconocido en 2013 con el Premio Príncipe Clause, que se entrega a individuos y organizaciones que tienen un enfoque progresivo y contemporáneo dentro de la cultura o el desarrollo. Lo comparte con la Feria Internacional del Libro de Zimbabue y a Joaquín Salvador Lavado (Quino), creador de Mafalda, entre otros.  

Alejandra Raw es otro ejemplo de moda lenta mexicana. Se distingue por confecciones casi artesanales, todos los detalles de las prendas están hechas a mano, predominan los colores crudos para evitar teñir las telas y las materias primas que usa son totalmente recicladas.

Por su parte, Les filles du nord nació en 2015 de las manos de Angélica Tovar y Daniela Garza. Sus diseños están hechos en su mayoría de algodón y lino, dos fibras orgánicas que bridan comodidad y transpiración libre.

 

Colección 2018 de Les filles du nord

Si bien sus diseños vienen acompañados de alta duración y calidad, la barrera más grande que enfrentan estas firmas es la económica. En sus tiendas los precios están por encima de los 2 mil pesos, monto que equivale a cinco veces el gasto promedio mensual de 369.6 pesos en ropa de una familia mexicana, según cifras del Inegi.

Su principal competencia se ubica en las cadenas que conforman Inditex ─Zara, Pull & Bear, Bershka, Lefties, etc─, y el resto de las empresas del fast fashion, cuyos costos son más bajos en comparación.

Pero la moda lenta quiere sacar a las personas de las cadenas de tiendas para lograr sus objetivos. Lo que les permite competir es la exclusividad, su concepto de empresa socialmente responsable y sus diseños de alta calidad.

 

MÁS INFORMACIÓN: Les filles du nord

MÁS INFORMACIÓN: Filosofía de Alejandra Raw