Tecnologías y Educación

Sheinbaum las cancela, pero fotomultas crecen en "ciudades inteligentes"

10-07-2018 08:30

Sheinbaum va contra las fotomultas de la CDMX por atentar contra la economía familiar. Salvan vidas, mencionan quienes las operan.

Como promesa de campaña Sheinbaum anunció eliminar las fotomultas. A partir de enero ya no funcionarán, declaró recientemente. Agrandar
Como promesa de campaña Sheinbaum anunció eliminar las fotomultas. A partir de enero ya no funcionarán, declaró recientemente.

Las ciudades inteligentes o ´Smart Cities´ son el futuro de las sociedades urbanas, sin embargo, en México este concepto se ha reducido a fotomultas e internet gratis.

En enero la Ciudad de México acabará con el programa de fotomultas, aseguró la jefa de gobierno electa Claudia Sheinbaum, quien afirma: atentan contra la economía familiar.

Bajo el argumento de salvar vidas las fotomultas se han esparcido en los principales centros urbanos del país: Monterrey, Guadalajara, Ciudad de México y Puebla. No obstante, detrás de ese loable argumento se esconde un negocio millonario que hace dudar sobre el verdadero propósito de estas.  

 

Te puede interesar: PANAL y PES pierden el registro ¿Qué pasa con PRD, PVEM y Movimiento Ciudadano?, 9 de julio del 2018

 

La Ciudad de México espera recaudar mil 968 millones de pesos en 2018 por concepto de multas de tránsito de acuerdo con su propia Ley de Ingresos. Según la jefa de gobierno electa el retirar las fotomultas implicaría que el gobierno deje de percibir mil millones de pesos anuales, algo con lo que ella declara no tener problema. 

Tanto las fotomultas como el establecer sitios con acceso a internet de manera ´gratuita´son acciones que en el país han proliferado bajo el escudo de crear ciudades inteligentes.

No obstante, en entrevista para el portal CityLab, el arquitecto Jan Gehl, fundador de la consultora Gehl Architects y uno de los urbanistas más influyentes de las últimas décadas, considera que hay que ser cuidadoso con todo lo que se promocione bajo el nombre de ciudades inteligentes.  

 

“Cada vez que escuchen la palabra ´Smart´ tengan cuidado, porque es alguien que quiere vender tantos millones como sea posible de un nuevo producto. Y eso no necesariamente te está dando una mejor calidad de vida”. Jan Gehl

 

Tal puede ser el caso de la empresa Autotraffic, compañía que operó las fotomultas en la Ciudad de México entre 2015 y 2017, y que actualmente opera los radares en otras entidades como Puebla, Jalisco y Veracruz.

La empresa en cuestión se promociona en su página web como un negocio con la misión de “salvar vidas en el entorno de la movilidad”. Sin embargo, ha sido objeto de escrutinio público por los contratos que firma, pues parecen estar enfocados más en la recaudación y menos en salvar vidas.

En Jalisco, Autotraffic se queda con el 40% de cada multa pagada; en Puebla, el acuerdo implica que el gobierno le pague a la empresa 100 pesos por cada multa levantada y en la Ciudad de México, durante los tres años que duró la concesión, la compañía se quedó con el 46% de cada infracción.

 

Te puede interesar: Olga Sánchez Cordero y el desafío de reparar 12 años de inseguridad, 9 de julio del 2018

 

Durante los tres años que operó en la Ciudad de México, la Secretaría de Seguridad Pública pagó a Autotraffic más de 180 millones de pesos; en Puebla donde opera desde el 2013, la prensa local ha reportado un monto de más de 500 millones de pesos por este concepto.

El esquema de este tipo de contratos ha generado que se cuestione la intención de las fotomultas, pues la empresa se ve beneficiada entre más gente multe. En palabras del economista y urbanista Salvador Medina: “Bajo el esquema actual [de los contratos de fotomultas]su objetivo de seguridad vial pasa a ser secundario”.

Si uno observa la ubicación de los radares de fotomulta en un mapa, poca concordancia tienen con los cruceros donde ocurren más accidentes:

ubicación de fotomultas en la cdmx

Ubicación de fotomultas y cruceros peligrosos Vía Nexos

 

Internet gratis para ser una ciudad inteligente

“Queremos convertir nuestra ciudad en la próxima ´Smart City´” reproducen alcaldes a lo largo del país.  Ya sea en Querétaro, Guadalajara, Puebla o Monterrey, multimillonarios proyectos de ciudades inteligentes se planean o se están llevando a cabo.

Con una inversión de 9 millones de pesos, el 24 de enero del 2018 el gobernador de Puebla, Antonio Gali, inauguró el “primer barrio Smart City” en el municipio de Atlixco. 

El proyecto consta de cruces seguros, ciclovías, alerta sísmica, un parque infantil, contenedores, videovigilancia y por supuesto, internet gratis. Sin embargo, después de semanas de ser inaugurado, el internet no funcionaba, el nuevo adoquín se empezaba a desprender y la ciclovíafue dañada por camiones de carga y autobuses, según reportes de la prensa local.

Barrio Smart en Atlixco Puebla

Al visualizar los mapas de información en la página de “Barrios Smart Puebla”, estos aparecen con el logotipo de Autotraffic, aunque su relación con el proyecto no está especificada. 

Si bien la Ciudad de México no ha anunciado algún proyecto de ciudad inteligente, a través del Sistema de Transporte Colectivo Metro ocurre un fenómeno similar. Bajo el argumento de brindar “internet gratuito” a los usuarios, el gobierno otorgó la capacidad a privados de recolectar información de los usuarios que quieran hacer uso de este servicio.

Para utilizar el internet del metro hay que brindar información personal

A partir del 15 de junio del 2018 los usuarios de las líneas 1, 3 y 7 pueden ingresar a internet de “manera gratuita” brindando nombre, correo electrónico y teléfono o hacerlo a través de una cuenta de Twitter o Facebook.

BKO Security es la compañía encargada de manejar los datos de registro de los usuarios. Al hacer una revisión de los términos y condiciones del contrato Arena Pública constató que al utilizar este servicio, se le brinda a la empresa acceso a su información personal:

Al ingresar los datos, el usuario autoriza a BKO Security para utilizar, tratar, recolectar, procesar y/o almacenar su información, incluso los datos personales sensibles, incluidos los envíos por correo electrónico, telefonía celular u otro medio de comunicación electrónica que pueda llegar a desarrollarse”.

BKO Security se presenta como una empresa que integra soluciones tecnológicas para “fortalecer la seguridad de las redes inalámbricas, así como la implementación de servicios de respaldo y almacenamiento”. Sin embargo, no es transparente la situación de los datos que recaba sobre los usuarios.

El concepto de ciudades inteligentes se ha desvirtuado un poco en el país. De acuerdo con los investigadores Duncan McLaren y Julian Agyeman, una ciudad inteligente es un área urbana que utiliza diferentes tipos de sensores de recopilación de datos electrónicos para suministrar información que se utiliza para administrar activos y recursos de manera eficiente.

Esto incluye datos recopilados de ciudadanos, dispositivos y activos que se procesan y analizan para monitorear y administrar sistemas de tráfico y transporte, centrales eléctricas, redes de suministro de agua, gestión de desechos, cumplimiento de la ley, sistemas de información, escuelas, bibliotecas, hospitales etc. Algo que aquí, se reduce al tema de fotomultas e internet gratuito.

 

MÁS INFORMACIÓNLey de Ingresos de la CDMX 2018, Gaceta Oficial de la CDMX No.230 Tomo II

Comentar