Economía y Sistema Financiero

Turismo gastronómico es un diamante en bruto para la economía mexicana

06-07-2018 19:34

Solo en cuestión de servicios, el turismo gastronómico en México genera el 9% de los empleos del sector cuando en España y Francia genera el 50%.

La importancia que le da la Secretaría de Turismo al turismo gastronómico es menos que secundario. Foto:Conservatorio de la Cultura Gastronómica Mexicana Agrandar
La importancia que le da la Secretaría de Turismo al turismo gastronómico es menos que secundario. Foto:Conservatorio de la Cultura Gastronómica Mexicana

Los tacos no son todo en la gastronomía nacional, pero los mexicanos han peleado tanto por enseñarle al mundo la cultura de éstos, que incluso se podría hacer una marca culinaria para captar turistas extranjeros.

La idea podrá ser un total invento, pero lo que es una realidad, es que en México no existen métodos para aprovechar su potencial de turismo gastronómico para hacer crecer el sector y la economía local.

Desde 2010 la cocina tradicional mexicana fue reconocida por la Unesco como patrimonio cultural inmaterial, no obstante, de los 2 millones 271 mil 112 empleos que genera el turismo en México según la OCDE, solo el 9% proviene de la industria del servicio de alimentos y bebidas, equivalente a 203 mil 846 trabajos.  

España tiene 2 millones 447 mil 758 empleos generados por el turismo – cifra muy similar a México-, pero contrario a nuestro país, el porcentaje relacionado con servicios culinarios es del 50%; Francia cuenta con una proporción idéntica. Ambos países están entre los tres más visitados en el mundo según la Organización Mundial del Turismo, México está en el séptimo lugar.

 

 

Una publicación compartida por Pujol (@pujolrestaurant) el

 

Pero el turismo gastronómico no solo se limita a restaurantes o servicios de alimentos en hoteles, como presenta el Atlas Turístico de México. El verdadero turismo gastronómico incluye la visibilidad de regiones productoras de alimentos o bebidas específicas, festivales de comida, observación de la producción y procesos de preparación de ciertos platillos, chefs famosos, entre otros.

Un elemento clave para su aprovechamiento, según los estudios de turismo de la OCDE, es la creación de una marca; y para ello, no se requiere contar con un reconocimiento de la Unesco en la relación a la comida. Escocia y Gales desarrollaron sus propias marcas dentro de Gran Bretaña bajo los nombres: “Saborea Escocia” y “El sabor de Gales”.

 

Campaña publicitaria de la marca "El sabor de Gales" para atraer turismo gastronómico.

Campaña publicitaria de la marca "El sabor de Gales" para atraer turismo gastronómico.

 

México ya ha demostrado que sabe crear marcas atractivas para el turismo tanto nacional como internacional, “Pueblos Mágicos de México” es un ejemplo de ello. Sin embargo, la riqueza culinaria del país y la poca importancia que le otorga al turismo gastronómico en sus páginas del sector, es muestra de la enorme área de oportunidad que no ha aprovechado la Secretaría de Turismo.

 

Te puede interesar: Proliferación de Pueblos Mágicos provocó pérdida de identidad en la marca. 

 

Al igual que en el Atlas Turístico de México, dentro de la página web de Visit México el turismo gastronómico ocupa un lugar por debajo de lo secundario. Las menciones que hace a la gastronomía están limitadas a comer en los pueblos mágicos, y las únicas rutas que presentan son: la de la manzana – que se extiende desde la Laguna de Sánchez en Nuevo León, hasta Arteaga, Coahuila- y la del mezcal en Zacatecas, donde menciona tres haciendas para visitar.

El Conservatorio de la Cultura Gastronómica Mexicana es una organización civil que hace esfuerzos por dar a conocer esta cara de la cultura mexicana alrededor del mundo. A través de foros -nacionales e internacionales-, investigación y fomento a la producción, busca valorar las cocinas tradicionales, sin embargo, no se enfoca en el turismo.

 

Valle de Guadalupe en Baja California ofrece puntos de atracción para el turismo gastronómico de vinos. Foto: Chris Hunkeler

Valle de Guadalupe en Baja California ofrece puntos de atracción para el turismo gastronómico de vinos. Foto: Chris Hunkeler  

 

Para impulsar este sector, las investigaciones de la OCDE cuentan con otras recomendaciones -además de la marca-, como posicionar ciertos espacios gastronómicos según las tendencias de estilo de vida, aproximarse a nichos de turistas, ligar las rutas gastronómicas con algunas de tipo histórico o cultural y aprovechar espacios desconocidos o inusuales para crear experiencias gastronómicas completas.

El atractivo de la gastronomía de México para los extranjeros no es menor. Las series originales de Netflix: Ugly Delicious y Chef’s Table son ejemplos recientes de producciones internacionales que han dedicado espacios a la comida y chefs mexicanos, como el afamado Enrique Olvera -dueño del restaurante Pujol-.

 

MÁS INFORMACIÓN: La comida como experiencia turística. OCDE.

MÁS INFORMACIÓN: Estadísticas de turismo en el mundo. OCDE. 

MÁS INFORMACIÓN: La gastronomía en el turismo, Conferencia global de negocios, economía, administración y turismo. 2015. 

Comentar