Empresas y Empresarios

Rumbo al panteón de las empresas, Sears le hará compañía a Blockbuster

25-08-2017 11:00

Las bajas ventas y su comportamiento internacional parecen indicar que Sears será “comido” por Amazon y otros retailers que sí han sabido adaptarse a las nuevas demandas.

La falta de modernización alcanzó a Sears y sus competidores ya lo ven como su gran oportunidad.   Agrandar
La falta de modernización alcanzó a Sears y sus competidores ya lo ven como su gran oportunidad.  

Su extinción ya empezó. Sears Canadá acaba de declararse en quiebra.

Y es que parece ser que Sears como otras empresas dentro de la industria de las ventas al menudeo (conocida en inglés como retail) no hicieron caso del adagio “adaptarse o morir”.

Como ocurrió con Blockbuster frente al fenómeno Netflix, a Sears le está comiendo su parte del pastel el gigante Amazon; cuyo modelo de negocios de ventas por internet con envíos seguros y rápidos las 24 horas del día, han querido emular muchas tiendas de ventas al menudeo.

 

Blockbuster se declaró en bancarrota en el 2010

 

Además de la quiebra de sus oficinas de Canadá, Sears Holdings ha cerrado 300 tiendas a nivel mundial, dentro de las cuales se encuentran Kmarts – un modelo de tienda de autoservicio- y 50 centros de servicio para automóviles, uno de sus distintivos con respecto a sus competidores.

Las bajas ventas fueron la razón especificada a la Comisión de Seguridad e Intercambio para reducir el número de tiendas en operación.

Nuestros resultados operacionales históricos indican como una de las preocupaciones principales,  las dudas sustanciales que existen respecto a la habilidad de la compañía para seguir como hasta ahora”, indica el reporte presentado por los contadores de la compañía a la Comisión.

 

Te puede interesar: Grupo Televisa será el más afectado con el cambio de tendencias en televisión, 29 de junio de 2017.

 

Si sus problemas financieros no fueran suficientes,  sus acciones bajaron en más de 12.3% en mayo de 2017 cuando se anunció el cierre de sus tiendas. Además, tienen una deuda de más de 500 mil dólares –8 billones 855 mil pesos- con sus proveedores, la cual también anunció que tardaría en pagar, y llegó a un acuerdo para pagarla hasta enero de 2018.

 

Acorralados por todas partes

De hecho, la marca insignia de electrodomésticos que Sears produce, Kenmore, será distribuida por primera vez en una cadena que no es la propia: Amazon.

En un esfuerzo para salvar las malas ventas, Sears tiene un plan para abrir tiendas más pequeñas que solo vendan electrodomésticos, uno de sus puntos clave en cuanto a operación por años. Sin embargo, con el trato firmado con Amazon, puede que la jugada les salga al revés: si de por sí Amazon ya les estaba robando ventas, puede robar las ventas de sus tiendas más pequeñas especializadas de la misma manera, apuntan analistas de mercado como Chris Neiger de Business Insider.

En 2016 las pérdidas netas del antiguo gigante minorista fueron de 2 mil 200 millones de dólares (38 mil 961 millones de pesos). Perdió su lugar como el primer vendedor de artículos para hogar en Estados Unidos contra la cadena Lowe’s y Home Depot. Por ello, bajar los precios tampoco es una estrategia competitiva para Sears.

 

Sears se encuentra ante la inminente quiebra y en México Carlos Slim y empleados de la marca podrían verse afectados.

 

Lo peor para la compañía es que Kenmore, la que fuera una marca de primer nivel en los años 70 y 80, ya no tiene el mismo comportamiento con los consumidores en Estados Unidos. En esa época acaparaban el 40% del mercado de electrodomésticos, pero ahora es menos del 13%.

La rama de Sears México, propiedad en 60% del empresario Carlos Slim, no tiene malas ventas como su compañía madre en Estados Unidos, pero sí podría seguir los mismo pasos, solo que tiempo después, como pasó con Blockbuster que sobrevivió en el país unos años más que en Estados Unidos.

Como en este país las ventas de Sears están ligadas a las de Grupo Carso, quien tuvo un aumento de 9.8% en ganancias en 2016, la situación financiera en México dista de la prevalente en Estados Unidos. 

 

La quiebra que podría ser más redituable… para la administración

Con el cierre de sus tiendas y la venta de herramientas Craftsman, a la empresa Stanley Black & Decker, podría parecer que Sears está destinado a declararse en quiebra.

Mientras que ello es una mala noticia para los empleados que han perdido sus trabajos y los accionistas de la empresa, puede ser un buen plan para una persona: Eddie Lampert, el director ejecutivo de Sears Holdings.

Seritage Growth Properties, una agencia de bienes raíces, de la cual Lampert es dueño tiene en su cartera de propiedades 266 locaciones que, en este momento, son tiendas Sears. Si Sears cae en quiebra, la renta actual de cuatro dólares por pie cuadrado podría incrementarse hasta llegar a 18 dólares por metro cuadrado cuando un nuevo inquilino llegue.

 

Te puede interesar: Todo lo que debes conocer del Hot Sale 2017, 29 de mayo de 2017.

 

De hecho, el que Sears compre o alquile nuevas locaciones no sería un movimiento económicamente inteligente, pues casi todas las compañías de ventas al menudeo están haciendo más pequeñas sus locaciones y cerrando tiendas, de acuerdo con Forbes.

Si Sears se declarara en quiebra, Lampert podría ganar casi 13 mil millones de dólares, 230 mil millones de pesos, en 10 años, lo cual haría que el valor de Seritage Growth Properties se incrementara ocho veces. Sus acciones ya han subido hasta venderse en 41.50 dólares -735pesos- en abril de 2017.

 

 

Comentar